Tratamiento casero con aceite caliente para un cabello sano - TheRightHairStyles

Tratamiento casero con aceite caliente para un cabello sano – TheRightHairStyles

El tratamiento con aceite caliente es un procedimiento especial con aceites calientes para recuperar el cabello después de los daños y simplemente hacer que los mechones sean más suaves, brillantes, saludables y manejables. Definitivamente hay una razón por la cual la sección de belleza de cualquier tienda de conveniencia o tienda de artículos de belleza está repleta de algunos productos increíbles que prometen una gratificación instantánea. Las opciones van desde varios acondicionadores profundos, sueros y tratamientos capilares con aceite caliente que prometen con el meñique que renovarán tu cabello seco y lo convertirán en mechones fluidos y saludables durante la noche.

Seamos realistas: el cabello seco es difícil de mantener y se siente casi imposible de arreglar. No solo se siente quebradizo y sin vida al tacto, sino que también es una señal de que tu cabello necesita un cuidado tierno y un nuevo régimen.

Los tratamientos con aceite caliente alivian los mechones rígidos y los devuelven a una suavidad sedosa al penetrar el tallo del cabello con una hidratación intensa y humectante que luego protege el cabello y lo hace más suave y manejable. Los tratamientos caseros con aceite caliente hacen maravillas y son más que fáciles de crear. Hemos reunido algunos de los mejores tratamientos de aceite caliente de bricolaje que son definitivamente buenos para tu cabello.

¿Qué hace un tratamiento con aceite caliente?

Si nunca has oído hablar del tratamiento con aceite caliente para cabello natural, lee esta lista de beneficios (por cierto, funciona para cabello dañado de todo tipo y estructura):

  • Evita las puntas abiertas (ayuda a pasar más tiempo entre las citas de corte).
  • Hidrata tus mechones desde el cuero cabelludo hasta las puntas (perfecto para cabello rizado extremadamente quebradizo y seco).
  • Agrega brillo (porque el cabello sano no puede verse opaco).
  • Estimula la circulación sanguínea en el cuero cabelludo (lo cual es ideal para el crecimiento del cabello).
  • Ayuda a eliminar la caspa (y a solucionar varios problemas del cuero cabelludo seco).

Elegir el mejor aceite para tratamientos con aceite caliente

Hay una variedad de aceites e ingredientes que puedes combinar para crear el tratamiento casero perfecto para tu cabello y cuero cabelludo secos y desnutridos. Desde nuestro amado y más popular aceite de coco hasta el aceite de argán, no hay escasez de tratamientos que puede realizar en la comodidad de su hogar. A continuación, puede descubrir cómo cada uno de estos aceites puede beneficiar su cabello y cuero cabelludo.

# 1: aceite de coco

Este aceite es rico en carbohidratos, vitaminas y minerales que son buenos para el cuerpo humano. El aceite de coco tiene componentes que mantienen el cabello fuerte, nutrido y protegido. Previene la caída del cabello, reduce el daño capilar previo y reduce la pérdida de proteínas. También es rico en ácido láurico, que tiene afinidad por las proteínas del cabello y penetra mágicamente en el interior del tallo del cabello. Si eso no es lo suficientemente sorprendente, tiene una capacidad de retención de humedad que mantiene el cabello suave y húmedo durante largos períodos de tiempo, evitando así la temida rotura del cabello.

Aceite de coco

Crédito de la foto: Pixabay

# 2: aceite de oliva

El aceite de oliva es uno de los tratamientos más asequibles y eficaces para tus mechones y siempre está disponible en la cocina o en el mercado más cercano. Si necesita controlar el frizz, agregar brillo, curar la caspa y lograr una suavidad adicional, use esta poción mágica mientras prepara su próxima mezcla de tratamiento de aceite caliente. Sí, puede ser un poco difícil lavar el aceite de oliva (es posible que deba lavarse con champú 2 o 3 veces), ¡pero el resultado final vale la pena!

Aceite de oliva

Crédito de la foto: @azeiteserraquechora

# 3: aceite de jojoba

Este aceite es un gran humectante natural para mechones secos y extremadamente dañados. También las mujeres usan aceite de jojoba para el crecimiento del cabello y algunas de ellas ya han entendido que es un producto perfecto para las mascarillas capilares caseras. En realidad, la mayoría de las recetas de belleza antiguas con aceite de jojoba ya contienen calor, ¡así que probablemente este regalo de la naturaleza fue creado especialmente para tratamientos con aceite caliente!

Crédito de la foto: @jojomokacom

# 4: aceite de lavanda

Este aceite se puede utilizar en cualquier tipo de cabello. Cuando se masajea en el cuero cabelludo, puede mejorar la circulación sanguínea, promover el crecimiento del cabello y prevenir la caída del cabello. Hidrata el cuero cabelludo y equilibra la producción de sebo, lo que puede reducir el exceso de cabello graso y graso y el acné cerca de la línea del cabello y la frente. Sus acciones antisépticas extremadamente potentes lo hacen perfecto para controlar la caspa excesiva o las infecciones bacterianas.

Aceite de lavanda

Crédito de la foto: Pixabay

# 5: aceite de almendras

El extracto de almendras crudas siempre ayudó a lograr un cabello, uñas y piel hermosos. Contiene vitamina E, ácidos grasos monoinsaturados, potasio, zinc, proteínas y otros minerales y vitaminas de gran utilidad. Trate las puntas abiertas, la caspa y el picor del cuero cabelludo, haga que sus mechones sean más brillantes y saludables agregando aceite de almendras a su receta de tratamiento con aceite caliente habitual en el hogar.

Aceite de almendras

Crédito de la foto: @alikaynaturals

# 6: aceite de argán

El aceite de argán proviene del fruto del árbol de argán en Marruecos. Dentro de esa fruta hay una pequeña nuez de la que se produce el aceite. Lo que hace que este aceite sea tan beneficioso son sus abundantes cantidades de vitamina A, C y E. También está cargado de ácidos grasos omega-6, ácido linoleico y muchos antioxidantes. Cuando se aplica al cabello, puede ayudar a estimular la producción de células, lo que puede resultar en mechones más saludables. Es un fantástico humectante que ayuda a eliminar la caspa y el cuero cabelludo seco. También controla el encrespamiento, los cabellos sueltos y repara las puntas abiertas, que es todo lo que podríamos desear de un aceite esencial.

Aceite de argán

Crédito de la foto: @herbalessencesuk

# 7: aceite de aguacate

Hoy en día, el uso de aguacate en todas sus formas es una panacea para los fanáticos de Gwinett Paltrow y una gran estrategia de marketing para las marcas de belleza de moda, PERO están de acuerdo con los beneficios de este producto mágico. Y los milagros del aceite de aguacate también funcionan para el cuidado del cabello debido a los ácidos grasos esenciales, las vitaminas A, B-5, E, la biotina, los antioxidantes y un conjunto de minerales con superpoderes. ¡Mezcla aceite de aguacate con aceite de coco virgen para lograr mejores resultados y el olor más delicioso para tu spa de bricolaje!

Aceite de Avocao

Crédito de la foto: @ oming03

# 8: aceite de semilla de uva

El aceite de semilla de uva ayuda a normalizar los niveles de pH del cuero cabelludo y actúa como un tratamiento natural para la caspa, la rotura y la caída del cabello. Al mismo tiempo, es un humectante y acondicionador decente, lo que hace que el aceite de semilla de uva sea perfecto para tratamientos con aceite caliente en casa. Disfrute del delicioso olor y sienta cómo sus mechones se vuelven más fuertes y saludables con cada nuevo procedimiento. Se necesita tiempo para curar completamente su melena, pero notará la gran diferencia desde el primer uso (asegúrese de usar aceite de semilla de uva 100% natural).

Aceite de semilla de uva

Crédito de la foto: @whollykitchen

# 9: aceite de árbol de té

Este aceite es uno de los aceites esenciales más populares para mejorar la salud del cuero cabelludo. Dado que es antifúngico, se ha utilizado con éxito para tratar la caspa, la picazón y la untuosidad. También ayuda a ralentizar el proceso de caída del cabello y aumentar el crecimiento del cabello sin la inflamación. Pon un poco de aceite de árbol de té en tu receta y siente la diferencia.

Aceite de árbol de té

Crédito de la foto: @tazekaaromatherapy

# 10: aceite de aloe vera

El aloe vera es algo que todos deberíamos incluir en nuestra rutina de cuidado del cabello, porque tiene una serie de beneficios como prevención del adelgazamiento, champú y acondicionamiento natural y, por supuesto, hidratación profunda. Es el mejor aceite si quieres sentirte extremadamente limpio después del tratamiento con aceite caliente y también fortalecer tu melena. Es bastante simple usar aceite de aloe vera en remedios caseros, ¡así que relájate y disfruta!

Aloe vera

Crédito de la foto: @alikaynaturals

# 11: aceite de menta

El aceite de menta tiene ese efecto refrescante con el que todos estamos familiarizados. Cuando se aplica en el cuero cabelludo, es muy útil para rejuvenecer los folículos pilosos y promover el crecimiento saludable del cabello. Sus agentes limpiadores ayudan a abrir los poros obstruidos y favorecen el flujo de aceites de la piel, lo que la hace ideal para personas que sufren de cuero cabelludo seco.

Aceite de menta

Crédito de la foto: @tazekaaromatherapy

Cómo hacer un tratamiento de aceite caliente para el cabello

Todo lo que necesita para crear un tratamiento de aceite caliente de bricolaje es su aceite de elección. Necesitará alrededor de 2-3 cucharadas, dependiendo de la longitud y el grosor de su cabello. Usted querrá utilizar este tratamiento sobre el cabello recién lavado que esté libre de acumulaciones y productos, por lo que se recomienda que lo intente después de una ducha cuando su cabello esté casi seco pero no completamente.

Paso 1: Mezclar.

En una cacerola grande, hierva una taza de agua fresca. Coloque 2-3 cucharadas de su aceite preferido en un tazón o taza pequeño y luego colóquelo en el agua hirviendo (como opción, puede usar un microondas). Esto hará que el aceite se cocine a fuego lento rápidamente sin dispersarlo en el agua. Deje reposar el tazón o la taza durante unos minutos. Querrás que el aceite esté tibio y no humeante al tacto.

Paso 2: Preparativos finales.

Cuando el aceite esté tibio, retire con cuidado el recipiente (sin quemarse) y luego deje que el aceite repose unos momentos para que se enfríe.

Paso 3: Aplicar.

Una vez que esté a la temperatura adecuada, masajee el cabello con el aceite tibio. Comience en el cuero cabelludo y cubra el cabello desde la raíz hasta las puntas.

Paso 4: envoltura.

Cuando su cabello esté completamente cubierto, envuélvalo en una toalla o coloque una gorra de plástico sobre su cabello durante al menos 30 minutos. ¡Lee un libro o desplázate por Instagram mientras esperas! Para mejores resultados, déjelo toda la noche.

Paso 4: Hora del champú.

Después de que haya pasado el período de tiempo elegido, ¡enjuague el aceite de su cabello y enjuague bien! Es posible que deba lavarlo una o dos veces para eliminar completamente los aceites.

Su cabello ahora debería sentirse más suave, más limpio y un paso hacia más saludable. Puede hacer esto tan a menudo como una o dos veces por semana o darse el gusto de hacerlo una vez al mes, dependiendo del nivel de daño. Hay algo tan relajante en un tratamiento con aceite caliente, especialmente cuando ahorra dinero haciéndolo en casa.

Estos tratamientos hacen maravillas en tu cabello y pueden renovar totalmente tu cuero cabelludo y revertir el daño. Aporta algo vital para la longitud, la retención, el crecimiento y la salud general del cabello. Por lo tanto, si su cabello se siente demasiado seco e inmanejable, opte por un tratamiento casero de aceite caliente de bricolaje y comience a recuperar la salud de su cabello una gota a la vez.